viernes, 13 de enero de 2017

Iroel Sánchez y el zigzagueo del castrismo

Iroel Sánchez y el zigzagueo del castrismo
A un pronunciamiento reformista le siguen acciones que vuelven a la
línea dura
Viernes, enero 13, 2017 | Orlando Freire Santana

LA HABANA, Cuba.- Ante la evidencia de una marcha muy lenta de la
inversión extranjera en el pasado año 2016, y el pronóstico de que esta
solo representará el 6% de la inversión total del país para este 2017,
Raúl Castro adoptó la pose de reformista en la última sesión de la
Asamblea Nacional del Poder Popular.

En esa ocasión el General-Presidente solicitó mayor agilidad a los
funcionarios cubanos en la tramitación de las inversiones foráneas, y
sobre todo que eliminen la mentalidad obsoleta que contempla con
prejuicios ese tipo de inversiones.

Sin embargo, esa señal reformista se ve contrarrestada con frecuentes
acciones que le restan espacio al mercado y consolidan el papel de la
planificación centralizada. Además, la inmensa mayoría de los artículos
que aparecen en la prensa oficialista reflejan el punto de vista de los
elementos de línea dura de la nomenclatura que se oponen a las reformas.

En ese contexto se inscribe el artículo "Cuba 2016: El ajuste que no
llegó… ni llegará", de la autoría del bloguero Iroel Sánchez, y
aparecido en el periódico Granma, en su edición del viernes 6 de enero.

A pesar de las noticias sombrías que deparó el cierre del 2016 para la
economía cubana, el señor Iroel considera que, desde el punto de vista
popular, este año que concluye fue mejor que su predecesor 2015. Se basa
en que disminuyeron los precios de algunos alimentos, sobre todo los
productos agropecuarios. Por supuesto, el articulista se refiere a la
imposición de precios topados en varios mercados estatales que antes
fueron de oferta-demanda. Pero nada dice del desabastecimiento que
semejante medida ha generado.

El optimismo de Iroel se desborda al considerar que la visita de Obama
constituyó una victoria política por generar "un rico debate
ideológico". Parece que el señor Iroel desconoce el significado de las
palabras, porque debatir es sopesar opiniones diversas; todo lo
contrario a lo sucedido en la isla tras la visita del mandatario
estadounidense, cuando todos los medios de difusión arremetieron contra
la influencia que pudo dejar Obama.

Tales "victorias", más el hecho de que este bloguero identifica
cualquier tendencia promercado con el vocablo "ajuste", y también con
las políticas neoliberales que pretenden "entregar la isla a intereses
foráneos", llevan a Iroel a rechazar toda recomendación de cambios
económicos.

Para reafirmar esa postura, Iroel concluye su trabajo periodístico con
un fragmento del discurso pronunciado por Raúl Castro —esta vez con
ropaje antirreformista, quizás su verdadero rostro— durante el VII
Congreso del Partido Comunista: "Las decisiones en la economía no
pueden, en ningún caso, significar una ruptura con los ideales de
igualdad y justicia de la Revolución y mucho menos resquebrajar la
unidad de la mayoría del pueblo en torno al Partido".

Pero no podemos concluir sin mencionar un párrafo de este artículo de
Granma que retrata de cuerpo entero al señor Iroel Sánchez: "Los
resultados de los cambios de liderazgo en Argentina y Brasil, y el
ascenso de la oposición antichavista en Venezuela, mostraron muy
pedagógicamente a un pueblo tan politizado como el cubano, las trampas
de sistemas electorales tan recomendados para Cuba desde Europa y
Estados Unidos".

¡Por favor, señor Iroel! Si esos acontecimientos fueron tramposos, ¿qué
dejaremos para las maniobras de sus ídolos del ALBA para perpetuarse en
el poder, o las "elecciones" del Poder Popular en Cuba…?

Source: Iroel Sánchez y el zigzagueo del castrismo | Cubanet -
https://www.cubanet.org/opiniones/iroel-sanchez-y-el-zigzagueo-del-castrismo/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada